BRINDIS AL CIELO

 

Nuevamente y otro año más me veo en la desagradable misión de tener que escribir este artículo para hacer mención, con lagrimas en los ojos, a dos nuevos socios fallecidos.

 

El primero, el que fue matador de novillos y asesor taurino de la plaza de toros de Huéscar Sabas Fernández Plaza, un hombre trabajador, bondadoso y amable, pero sobre todo buena gente.

 

Sabas además de compañero y miembro de la junta directiva de la Peña Taurina donde hemos pasado muchas tardes viendo corridas de toros y comentando las faenas, ha sido desde pequeño un gran amigo mío y han sido también muchas las veces que hemos asistido juntos a corridas de toros y novilladas en Huéscar y en las diferentes plazas de esta comarca e incluso en plazas de nuestra provincia y fuera de ella y la verdad es que me he encontrado muy a gusto con el.

 

Recuerdo el último viaje que nos acompañó a Sevilla como lo pasamos estupendamente, junto al también amigo Antonio Marín, viendo la plaza de toros de La Maestranza, su museo taurino y recorriendo a pié sus inmediaciones al mismo tiempo que disfrutábamos al ver a la diferente gente del toro que nos íbamos encontrando e incluso saludando a algunos de ellos. Este año su deseo era el de volver a acompañarnos de nuevo pero desgraciadamente no ha sido posible.

 

Su afición por los toros era tan grande que le llevó a iniciarse en esta bonita profesión como novillero toreando muchas tardes en diferentes plazas de España y algunas de ellas en nuestra localidad. Recuerdo cuando me comentaba sus andanzas como maletilla por esos pueblos y plazas pasándolo mal en muchas ocasiones, pero era su afición y estaba muy orgulloso de ella.

 

Bueno, amigo Sabas, te fuiste inesperadamente lleno de vida y juventud, ya no podremos comentar tantas y tantas faenas pero te tendremos siempre presente, sobre todo, cada vez que entremos a nuestra plaza de toros y veamos la tan merecida placa que los miembros de esta Peña Taurina vamos a poner en tu memoria a la entrada de la misma.

 

En este último año transcurrido también nos ha dejado el socio fundador de la Peña Pedro Jiménez Martínez con el cual también he coincidido en algunas reuniones de la de la Peña y viendo algunas corridas de toros y novilladas.

 

Para ellos dos mi más sincero recuerdo.

 

“Va por vosotros”

 

 

MARCOS FERNÁNDEZ ARIAS